en memoria de los 800.000 soldados alemanes prisioneros exterminados por los aliados

lunes, noviembre 23, 2009

El mayor genocidio de la historia (3). Los hombres que amaban a las mujeres

En la foto, adolescente alemana violada y asesinada por las tropas comunistas en 1945.

El trotskysta Stieg Larsson ha depuesto, antes de morir, su contribución a la liturgia antifascista al uso, la cual, como acostumbra a suceder con este tipo de productos hipercríticos, resulta a la postre perfectamente funcional y utilizable en beneficio de los intereses de la oligarquía transnacional y de la extrema derecha sionista, racista y supremacista, que controla buena parte del planeta. En este caso el enfoque es feministoide y se dedica a desarrollar el viejo mito de aquello que en los años sesenta y setenta se calificaba de "falofascismo" (el machismo fascista, cuya innegable existencia universal no implicaba, empero, en el caso del fascismo, la violación de las mujeres, incluidas las propias hermanas e hijas). El sionismo coloca la Shoah como único genocidio digno de consideración y la versión narrada popular del ideario y religión cívica laica universal denominada "antifascismo". La propaganda anti falofascista atiza el mito con una versión subsidiaria para consumo específicamente femenino.  

Ahora bien, en su prólogo al ominoso panfleto criminógeno Terrorismo y comunismo, donde el "bueno" de Trotsky justifica el asesinato de masas, Slavoj Zizek, con expresa vocación de repetir la masacre (siempre en nombre de la humanidad, por supuesto), cita al judío Isaac Deutscher cuando éste sostiene con franqueza impagable que:

Una década después, Stalin, que en 1920-1921 había apoyado la política 'liberal' de Lenin, iba a adoptar las ideas de Trotsky en todo salvo en el nombre. Ni Stalin ni Trotsky, ni sus respectivos partidarios, admitieron entonces el hecho... Lo que no era sino una más de las múltiples facetas del pensamiento experimental de Trotsky iba a convertirse en el alfa y el omega de Stalin (I. Deutscher, The Prophet Armed. Trotsky 1879-1921, Londres, Verso, 2003, p. 489, citado por Zizek, en Terrorismo y comunismo, prólogo, Akal, Madrid, 2007, pp. 10-11).

Quienes creían que la observancia trotskysta constituye una garantía moral frente al estalinismo, resultan, al parecer, unos simples indocumentados. Estamos hablando del despiadado Trotsky, nada menos que el forjador del Ejército Rojo; en la obra citada, este asesino en serie manifiesta de manera inequívoca su desprecio por los derechos humanos:

Por lo que a nosotros se refiere, nunca hemos perdido el tiempo en las charlatanerías de los pastores kautskystas y de los cuáqueros vegetarianos acerca del 'valor sagrado' de la vida humana (Trotsky, op. cit., p. 158).

De manera que las masacres de las tropas soviéticas en la Alemania vencida y, especialmente, el trato dado a las mujeres alemanas, representarían una expresión de la política de terror que Lenin improvisó, el trotskysmo teorizó y Stalin se limitó a aplicar y a perfeccionar sobre la marcha de forma sistemática. No creo, pues, que un trotskysta como Larsson sea la persona más adecuada para hacer novela crítica de maltrato a la mujer. Al menos, para las mujeres alemanas que conocieron las exquisiteces morales del bolchevismo, la nauseabunda trilogía Millenium constituye una auténtica burla viniendo de quien viene. Además, que se legitime moralmente quemar vivos a los "fascistas" (la muchacha de la cerilla) es una clara y malévola alusión a la justeza de los bombardeos crematorios contra civiles alemanes perpetrados por los muy democráticos militares del Bomber Command británico. Podríamos continuar con los ejemplos, pero este thriller del montón no merece la pena.

Cada año, los medios de prensa controlados por los filosionistas fabrican, mediante la prevaricación de una crítica literaria teledirigida políticamente, algún best seller que mantenga viva la fe antifascista en los "buenos" en tanto que "seres de luz". Se trata de auténticos bodrios, como El niño con el pijama a rayas, pero a fuerza de insistir los medios en su genialidad, la gente termina comprándolos y se inocula, sin saberlo, de la necesaria dosis de ideología-veneno al servicio de una anticívica ceguera voluntaria. Luego viene, por supuesto, la inevitable película, que el cretino de turno también irá a ver al cine o en video, financiando por partida doble el dispositivo de lavado de cerebro construido por los nacionalistas de la extrema derecha sionista a escala mundial. En tales circunstancias, dudo que se escriba jamás una novela titulada "Los hombres que sí amaban a las mujeres", en la que se explique la experiencia de las mujeres alemanas con aquellos progresistas y humanistas soviéticos que en su día fueran nutridos doctrinalmente por trostskystas como Larsson. No obstante lo cual, Anthony Beevor en su Berlín: la caída, 1945 nos permite columbrar que se trataría de una obra mucho más feminista, objetiva y real que la mamarrachada pseudo progresista de Larsson.

Las dimensiones del crimen

Según las militantes de izquierdas alemanas Barbara Johr y Helke Sander (véase: Befreie und Befreiter, 1992) un total de 2.000.000 de mujeres alemanas fueron violadas por los rusos. De ellas, 200.000 fallecieron a causa de tales salvajadas. Entre las víctimas se contaban decenas de miles de niñas (y niños) de hasta 10 años, pero también ancianas de 75 años. Las vejaciones sexuales no se limitaron al episodio de la ocupación de Alemania, sino que fueron reiteradas, continuadas y se prolongaron de 1945 a 1949. El historiador Anthony Beevor, en su célebre obra sobre la batalla de Berlín, avala estas cifras. Otra fuente sobre el tema es el libro de Catherine Merridale La guerra de los ivanes, donde son los propios soldados proletarios quienes describen las atrocidades que cometían sus compañeros. También el anónimo Una mujer en Berlín merece ser consultado. La esposa del canciller alemán Helmut Kohl no pudo soportar la tortura que suponía el mero recuerdo de aquellos hechos y se suicidó a una edad ya avanzada, circunstancia que da una medida de la intensidad y persistencia imborrable de los daños psíquicos.

La excusa sostenida hasta hoy para minimizar el escándalo moral de un progresismo peor que el reaccionario nazismo incluso en el trato a la mujer es que la extremada violencia contra las mujeres y niñas alemanas por parte de los soldados soviéticos era una venganza por la crueldad del frente oriental y por actos cometidos por los propios alemanes contra civiles rusos. Pero los hechos cuestionan esta habitual eximente, siendo así que la brutalidad del Ejército Rojo con las "burguesas" está documentada ya en la guerra civil contra los blancos, y que las víctimas de los rusos eran a veces mujeres polacas, prisioneras rusas o hasta judías "liberadas" de los campos. Una prisionera rusa afirma que "resultaba difícil convivir con los alemanes, pero esto era aún peor". También se afirma que las autoridades soviéticas no podían controlar a sus soldados, pero lo cierto es que les animaban a violar, matar y destruir,  y castigaban a los pocos que trataron de impedir las atrocidades, como el comisario comunista Lev Kopelev, detenido por incurrir en "propaganda del humanismo burgués que fomenta la compasión con el enemigo". Resulta harto conocido el papel instigador del poeta oficial del régimen estalinista, el santísimo electo Ilya Ehrenburg (hecho admitido  por el propio Beevor pero que, una vez más, Wikipedia en español silencia con alevosa complicidad sionista).

Contra lo que pudiera parecer, no sólo los rusos forzaron a las mujeres alemanas. También lo hicieron los "libertadores" del lado occidental, especialmente los norteamericanos, quienes, según la historiadora Johanna Bourke, se entregaron a "auténticas orgías de violaciones" (véase: An intimate history of Killing, 1997). Los yanquis, además, no se conformaban con vejarlas sexualmente, sino que de propina las prostituían para llevarse a casa algunos "ahorrillos". Simpáticos héroes de Hollywood mascando chicle.

A nuestro entender, estos hechos no pueden ser juzgados aisladamente, sino que tienen relación con los bombardeos crematorios ingleses contra civiles alemanes, el trato dado posteriormente a los prisioneros de guerra de la Wehrmacht, las hambrunas planificadas, los campos de concentración para civiles (vindicativamente dirigidos por ex prisioneros de campos nazis)... Sólo podemos comprender esta violencia en el contexto de un plan de exterminio genocida del pueblo alemán que fue concebido y puesto en práctica por Washington, Londres y Moscú antes de que empezara el holocausto. Si no llegó a consumarse más que de forma parcial, no fue por la "bondad" de los vencedores, sino por la ruptura de relaciones entre el Este y el Oeste y el inicio de la Guerra Fría. Respecto de lo sucedido en los campos de concentración alemanes con los prisioneros, judíos y no judíos, también nos parece imposible seguir sosteniendo que los abusos y crímenes cometidos contra ellos obedecieran a una simple "maldad radical" alemana surgida del infierno (!tal era el lenguaje de  Kaufmann!) y nada tuvieran absolutamente que ver con similares actuaciones genocidas, y previas, de los presuntos defensores de la democracia y el progreso contra Alemania u otros pueblos. El cuento infantil de la (supuesta) liberación aliada, el poema épico de Normandía, nos lo podíamos creer cuando no sabíamos lo que ahora ya sabemos; la edad de la inocencia sobre la relativa bondad de los líderes "democráticos" frente a los diabólicos "nazis" terminó tiempo ha.

Jaume Farrerons
26 de noviembre de 2009

Entrevista a Anthony Beevor:

http://www.abc.es/hemeroteca/historico-01-10-2002/abc/Cultura/anthony-beevor-stalin-encontraba-divertido-que-las-mujeres-alemanas-fueran-violadas_133191.html

El mal estaba en todas partes:

http://www.filosofia-catalana.com/docs/noticies/noticies2/El%20mal%20estaba%20en%20todas%20partes.pdf

AVISO LEGAL

http://nacional-revolucionario.blogspot.com.es/2013/11/aviso-legal-20-xi-2013.html


34 comentarios:

Zamora dijo...

Gracias por escribir otro gran artículo.

Por cierto el artículo sobre el genocidio alemán es genial. Es algo que se desconoce practicamente, Y de dársele tanta publicidad como la "verdad oficial" a más de uno le cambiaría la opinión.

Al igual que con las manipulaciones izquierdistas sobre la guerra civil.
Mucho hablar de guernikas, pero nunca hablan de lo que pasó en oviedo.

Un Saludo

yrania dijo...

he leído tan lamentable "trilogía" y realmente su éxito comercial muestra hasta que punto se intoxica a la opinión pública. El jóven y fumador (4 paketes diarios) sueco se olvida de denunciar los crímenes de los inmigrantes "de color" contra hombres y mujeres de Suecia. Supongo que su pose "trotskista" es una coartada para presumir de "izquierdista" cuando realmente se es un pequeño burgués, como denota la psicología y hábitos del periodista de la serie y que se supone es su "alter ego". Si bien la obra puede pasar como novela policiáca, su mensaje ideológico es decadente y típico de la ingenuidad o estupidez "progre".
Por último hay que decir que el presunto "feminismo" del autor dicen que se debe a cierto complejo de culpa: al parecer, cuando era jóven presenció
la violación de una muchacha... y no se atrevió a intervenir en su defensa. Su "mala conciencia" y cierto oportunismo supongo que le animaron a hacer su "denuncia" literaria contra el maltrato a la mujer... Digo oportunismo comercial porque está constatado que la mayoría de sus lectores son lectoras...
Finalmente, presentar a los "nazis" como los malos de la perlícula --cuando tantísimos criminales entran impúnemente en Europa-- es un síntoma de ceguera intelectual y de cobardía, en tanto que ataca a quienes no se pueden defender.

Jaume Farrerons dijo...

La verdad de nuestro tiempo yace enterrada bajo toneladas de propaganda que procede sobretodo de Hollywood y de la prensa diaria, televisión incluida, pero también de otros ámbitos de la cultura aparentemente más sofisticados, como la literatura.

Nosotros, individualmente, no podemos competir con este poder aplastante de la propaganda. Pero la red nos da una oportunidad. Si desde miles y, al final, millones de blogs, desenterramos los hechos que los criminales que nos gobiernan han silenciado y ocultado, quizá la conciencia pública despierte y Europa resurja de sus cenizas.

Cada blog, cada foro, cada web puede ser una trinchera y a nosotros sólo nos queda luchar, porque nuestra dignidad personal pasa por recuperar la patria robada por los usureros.

Gracias, así, por vuestras aportaciones, pues de nada serviría este blog la vida que le dais vosotros.

Y tienes razón, Zamora. Los hechos son los hechos, pero en la conciencia colectiva sólo existen aquéllos hechos que el poder pone en primer plano utilizando los medios de comunicación comprados y la cultura teledirigida, los demás "hechos" se quedan en las estanterías de las bibliotecas y a veces ni eso.

Sin duda yrania la inmigración es un problema gravísimo, sobretodo cuando el territorio receptor no puede elegir quién entra en su casa a pesar de que todas las constituciones democráticas sostienen que el pueblo es el sujeto de la soberanía. Pero si el pueblo dice no a la actual política de inmigración (algo que ha quedado reflejado en decenas de encuestas en España) entonces los medios de comunicación, en lugar de hablar de soberanía popular, hablan de alarmante crecimiento del racismo y la xenofobia, como si el 80% de los españoles pudieran ser racistas y xenófobos.Con ello asustan a la gente, que teme expresar sus opiniones e incluso ir a la cárcel por ellas.

Este es el escándalo, a saber, que con la democracia en la mano no pueden pararnos, pero esto no es una democracia, sino un fraude político controlado por oligarquías económicas y sociológicas que manipulan la oponión y, cuando a pesar de ello, la gente opina algo que no interesa, recurren a la amenaza, a la represión, a la censura...

Para contrarrestar este efecto intoxicador todos somos importantes, sumando uno a uno el granito de arena de millones de hombres patriotas y veraces, la corripta élite sionista-liberal tendrá tarde o temprano un problema serio.

Os invito a seguir luchando.

Saludos y gracias otra vez.

E20109060 dijo...

Otro excelente artículo Jaume, me tomé la libertad de anexarlo como secuela aun tema que inicie.

Mis felicitaciones nuevamente.

Jaume Farrerons dijo...

Puedes difundirlo como quieras, lo importante es despertar las conciencias. Para eso estamos.

Bucelario dijo...

Le felicito, señor Farrerons, por este artículo que desvela el cinismo y la inconsecuencia de los "pensadores" de izquierdas.

La obra de Larsson no es más que una novela de misterio que algunos han presentado como un canto a la ética cívica y demás, cuando no es otra cosa que una defensa a ultranza de la corrección política.

Por cierto, tengo entendido que piensa publicar un libro doctrinal; podría ampliar esa información, por favor.

Jaume Farrerons dijo...

Actualmente estoy realizando una tesis doctoral sobre la filosofía de Heidegger. Debido a ciertos problemas académicos, se ha retrasado, pero espero tenerla conluida la próxima primavera (me quedan por hacer unas 50 0 60 páginas). Se trata de un trabajo de investigación que permitirá fundamentar el espacio político nacional-revolucionario europeo sobre una base científica sólida y para siempre diferenciada de la extrema derecha. La tesis se convertirá en libro, aunque para ello tengan que realizarse algunas modificaciones a fin de facilitar la lectura a los interesados. Esta previsto que la obra sea publicada por la Editorial Disidencias a finales del próximo año. Se trata de un trabajo metodológico al que debe seguir una obra capital que resuma 30 áños de trabajo entorno al fenómeno del "fascismo". Saludos.

Jaume Farrerons dijo...

Un adelanto lo tenéis en el post "La criminalización del fascismo", que aparecerá ampliado en el próximo número de la revista Disidencias. Se trata de un texto duro de leer por la exhaustiva documentación en que se basa, pero creo que ése es el único camino, por lo menos en el plano teórico y cultural, en la lucha contra el sistema, a saber, el máximo de rigor y el mínimo de concesiones a nuestros sentimientos.

Antonio Marco Mora Hervás dijo...

Como dijo en su día el gran Javier Esparza, "no somos más que ciudadanos anónimos que cada 4 años votamos a oligarquías cuyo origen desconocemos."

Un saludo y gracias por desnudar con tus artículos el monumental fraude al que asistimos cada día.

Jaume Farrerons dijo...

La cosa no ha hecho más que empezar.

Estoy preparando nuevos materiales que pondrán en evidencia mi tesis principal: no vivimos en un sistema democrático, sino bajo la bota ominosa de una oligarquía que nos ha hecho creer, gracias a su control exhaustivo -de hecho, totalitario- de los medios de comunicación y de la cultura, que el nuestro es el mejor de los mundos posibles y que el pueblo decide actualmente en las urnas en aras de la "felicidad de todos".

Esta es la fraudulenta doctrina-propaganda que la oligarquía filosionista implanta en nuestras mentes cada día, cada hora y cada minuto. Pero quienes mandan en realidad son muy pocos y no aparecen nunca en primer plano. El poder ha descubierto que la invisibilidad es una de las claves de su pervivencia.

La gente está drogada;le inoculan el veneno hasta cuando mira un anuncio publicitario, por donde se vehicula tanta idoelogía como en un documental o un telenoticias, aunque de forma más imperceptible todavía. El "mundo" es una inmensa pantalla fabricada por el poder, una imagen ficticia que nos rodea por todos lados y nos SEPARA de la realidad.

Este sistema oligárquico ha sido fundado por los mayores criminales de la historia, quienes han amañado el relato historiográfico de los últimos sesenta años (en la actualidad el proceso de reinterpretación de la historia por parte de Hollywood está afectando a parcelas cada vez mayores del pasado)de manera que las enormes huellas de sus atrocidades desaparezcan de las mentes de nuestros conciudadanos.

Nuestro sociedad es Matrix, pero la alternativa no es Sión, como en la película, sino que Sión fabrica Matrix como ha fabricado la película misma porque incluso "Matrix" forma parte de Matrix.

La única salvación está en la filosofía, que nos saca de la caverna platónica y nos permite no sólo contemplar la realidad exterior (la verdad) con nuestros propios ojos, sino ayudar a otros a romper la telaraña virtual de la mentira, reconstruyendo los vínculos sociales con otras personas liberadas sobre una base ética auténtica. No sabemos cuanto tiempo durará la libertad en la red, pero debemos aprovecharla, pues luego puede venir el silenciamiento absoluto de todas las voces críticas.

Sabed que el proceso de conocimiento es largo y doloroso. Al principio se está muy solo, porque resulta difícil encontrar a otros ciudadanos cuerdos que no hayan sido programados por el sistema. El planeta está poblado de locos, con las mentes destruidas por el propio sistema.
Este tiene preparado el mundo de la droga, de las falsas religiones, de las sectas y del irracionalismo más obsceno para perder a los pocos que han empezado a sospechar que pueden ser víctimas de un engaño. Con lo cual muchos que podían convertirse en una amenaza para el sistema degeneran en inofensivos visionarios de OVNIs, fantasmas y cosas por el estilo.

Mi consejo será siempre: ateneos a la razón, a la ciencia, al pensamiento lógico y a la tradición filosófica occidental, lazos que nos une con sus invisibles hilos espirituales al mundo que existía ANTES de la gran manipulación de 1945.

No caigais en la trampa de identificaros irreflexivamente con el fascismo. Lo que necesitamos no son fascistas que representen la comedia que el sistema espera de ellos, sino personas valientes capaces de una visión honesta del fascismo, una imagen exacta, rigurosa e intelectualmente implacable que lo coloque en su justo lugar (eminentemente secundario) y ponga en primer plano a los auténticos criminales y sus crímenes: los canallas que nos gobiernan.

Una persona que haya roto el muro mental del antifascismo, con todas las implicaciones existenciales que éste entraña, no será ya fascista (aunque lo haya podido ser durante un tiempo, desbordada la mente por la evidencia del engaño sufrido), sino simplemente LIBRE.

Saludos.

Anónimo dijo...

me gusta ver gente capaz de pensamiento en el sector. Jaume, me gustaria que leyeras este libro:
http://www.edicionslacampana.cat/index.php/llibres/196

NOSFERATU dijo...

Exelento blog, felicidades. Siempre se ha ocultado las brutalidades del sionismo y el comunismo en la Historia.

Jaume Farrerons dijo...

Gracias por sus palabras, NOSFERATU.

Anónimo dijo...

Es curioso que sólo se hable de violaciones de berlinesas por rusos, cuando es una práctica HABITUAL por la soldadesca (sí, esos seres de luz que eran la Wermach tambíén lo perpetraban en demasía...).

Los japoneses, ingleses, italianos, marroquíes. En fin: cualquier fuerza de ocupación (sí, también los sionistas son expertos en abusar del débil).

Es un tema tabú lo de las violaciones y abusos perpetrados por los ejércitos, pero cuando se trata de echar mierda sobre los que verdaderamente aplastaron a los nazis a costa de más de 25 millones de muertos y la casi total destrucción de su pais, no se escatiman esfuerzos.

Los soldados son soldados desde los hoplitas, pasando por los guerreros hunos y terminando a los spetnaz. Y se comportan como tales.

Jaume Farrerons dijo...

Las diferencias entre lo sucedido en este caso y los abusos habituales que puedan cometer todos los ejércitos con la población civil son importantes y por ello este blog ha considerado relevante denunciar unos hechos poco conocidos. Dicho esto, conviene tener en cuenta lo siguiente:

1/ cualquier cosa, real o inventada, que hayan cometido los alemanes, se repite una y otra vez hasta la saciedad;

2/ los crímenes de los vencedores no son conocidos, lo lógico no es utilizar este blog para remachar desde la red una propaganda machacona, repetitiva y siempre exagerada en perjuicio de los vencidos;

3/ los crímenes cometidos por los rusos fueron instigados por las cúpulas políticas del régimen, algo poco habitual en estos casos;

4/ tampoco es habitual el carácter masivo, brutal y sistemático de las violaciones, que no tienen parangón con nada que haya podido hacer cualquier otro ejército en este respecto;

A usted le molesta que un blog de la red saque a colación los crímenes sexuales del ejército rojo con la excusa de que no hablamos de otros crímenes, pero dudo mucho que cuando se habla de los crímenes, supuestos o reales, de los alemanes, usted salga a protestar recordando las masivas y salvajes violaciones perpetradas por la soldadesca roja.

Usted, simplemente, preferiría que las canalladas y atrocidades soviéticas contra mujeres, niñas y ancianas siguieran silenciadas.

Por eso su crítica es lo que es: un acto de propaganda de la misma catadura moral que aquellos a los que la televisión, el cine y la literatura del sistema "democrático" nos tienen habituados.

Pretender que este blog se una al coro de los judíos-víctimas nos parece una pretensión indecente y, desde luego, nunca, jamás, hablaremos aquí sobre unos temas (en la mayor parte convenientemente exagerados o simplemente INVENTADOS) que se han repetido una y mil veces en medios de comunicación de masas infinitamente más influyentes que el nuestro.

Anónimo dijo...

cualquier guerra que haya tenido lugar antes de las dos del siglo xx no tienen parangón con lo sucedido en estas dos ultimas y ya no digamos con lo ocurrido en la segunda según el lugar del frente donde nos encon tremos.la ferocidad del frente oriental no tiene imaginacion en ninguna cabeza porque desde luego hubo que estar alli y padecerlo en combate como despues por desgracia lo padeció la población civil de todos los paises donde se libraron los combates.El colofon final sucedió en el momento de atravesar las fronteras del reich,donde la población alemana pagó los excesos cometidos por sus tropas durante la invasión de Rusia pero en ningún modo es justificable el comportamiento del Ejército Rojo,que sabemos que actuó por indicaciones político-filosóficas alentados por sus dirigentes políticos y militares desde la base hasta las altas autoridades de su tiempo.Las consignas políticas, son malas consejeras porque escapan al control de quien las anima y practica,llegando con el tiempo a enjuiciarlos a ellos mismos,no como grandes protagonistas de la historia sino que se recordaran como instigadores y cómplices de barbaridades cometidas con seres humanos indefensos e inocentes.

Jackobs dijo...

Sobre este particular existe una pelicula al parecer poco conocida pero bastante realista. http://www.megavideo.com/?s=seriesyonkis&v=CZBBN3P4&confirmed=1
la segunda parte aquí http://www.megavideo.com/?s=seriesyonkis&v=DMK1LM71&confirmed=1

Frel dijo...

Vamos a ver yo creo que lo esencial del debate no está sólo en reconocer que se cometieron abusos por las dos partes, esto es lógico, aunque hay que reconocer que el salvajismo soviético fue mucho peor y las mujeres alemanas agredidas física y sexualmente fue bastante superior al de las rusas, venganzas aparte. Pero la cuestión de orden en sí estriba tal como indica Farrerons en su mensaje en que las masacres y genocidios perpetrados por los aliados han sido siempre silenciados tanto en Occidente como en el antiguo bloque "comunista" y no lo digo por decir que me demuestre alguien si ha visto algún documental en televisión, película o libro donde se denuncie todo las barbaridades cometidas por los países aliados, ninguno, en cambio en el lado contrario se ha promovido la propaganda nociva contra los alemanes, llevamos muchos años de una brutal propaganda contra los alemanes y además de hechos bastantes exagerados, cuando no inventados, sobre todo a lo acontecido con el "pueblo elegido".

Frel dijo...

Con ello no intento ser parcial con alguno de los dos bandos, lo afirmo desde un perspectiva personal e independiente. Ni se cuenta la verdad de lo acontecido durante el conflicto bélico como tampoco sus verdaderos orígenes, los causantes de los mismos y las evidentes contradicciones que hay en ello.

Jaume Farrerons dijo...

La manipulación de la historia por parte de los vencedores es tal que no se puede seguir hablando de ciencia, ilustración y democracia en las sociedades de posguerra.

Anónimo dijo...

Los Nazis fueron los mayores manipuladores de la historia llegando al poder a través de su propaganda construida por Joseph Goebbels. No digo que los soviéticos sean ángeles ya que han demostrado muchas veces lo contrario, pero el nazismo y el facismo no son ejemplo absolutamente de nada solo causó muerte y destrucción. Tus palabras son como las del nazi Martin Heidegger utilizando esa forma de escribir tan culta y coherente, las cuales, probablemente ocultan algo que no tiene nada que ver con la defensa de la democracia y la moralidad. Con gente como tu si que hay que tener cuidado.

Jaume Farrerons dijo...

Los que leen este blog con asiduidad saben que mi postura respecto del fascismo es crítica. No se ha hecho aquí ninguna defensa de estos regímenes y se han reconocido sus atrocidades, cuando realmente las han cometido. El blog no se dedica, empero, al tema de los crímenes nazis (de eso ya hay mucho en todos sitios, es casi lo único que hay, hasta el hartazgo), sino a los genocidios, crímenes de guerra y crímenes contra la humanidad perpetrados por los antifascistas, adversarios de los fascistas y vencedores de la Segunda Guerra Mundial. Y hemos llegado a la conclusión de que los delitos de los antifascistas son mayores que los delitos de los de los fascistas, además de impunes. Esto debería hacerte pensar, pero tú no piensas, claro.

Lo dicho no convierte a los fascistas en unos santos, ni hemos realizado aquí una defensa o reivindicación o blanqueamiento: defendemos la objetividad, pero el nivel de la propaganda es tan ato en este tema que cualquier posición objetiva se convierte, a los ojos de las personas desinformadas, en una defensa.

En consecuencia, parece claro que no tienes ni idea de lo que lees. Una de las tesis de este blog es que la gente ha sido lobotomizada por el antifascismo triunfante y es incapaz de razonar de manera fundamentada sobre el asunto. Ejemplo de este tipo de tropa eres tú, que entras aquí, lees cuatro líneas y, sin entender lo que dice y ya estás colgándome a mí, el autor, el sanbenito de peligroso demonio. !Bien domesticado te tienen! Respondes como ellos tienen previsto ante la más mínima ruptura del guión de Hollywood: como un resorte, programado. Eres un pobre hombre cuyas fuentes de información principales son la tele y, en el mejor de los casos, los diarios. Te han quitado lo más importante: la libertad espiritual, que es la capacidad de pensar por uno mismo. !Atrévete a pensar! decía Kant, y este era el lema de la ilustración. En Hollywood no han pensado por ti, y desde luego no tienes ni la más remota idea de la filosofía de Heidegger, a la que juzgas desde la perspectiva de la rana.

Saludos.

jesus hernan trujillo cadena dijo...

JAUME, Q RIDICULO ERES DEFENDIENDO UNA IDEOLOGIA Q CAUSÓ LA MUERTE D 50 MILLONES D PERSONAS, Y NO TE LAS VENGAS A DAR D SABIO POR MUCHO Q LOS SOVIETICOS HAYAN COMETIDO CRIMENES CONTRA LOS ALEMANES, NUNCA S PUEDEN COMPARAR A LOS Q ESTOS COMETIERON EN LAS INNIMERABLES POBLACIONES Y ALDEAS RUSAS, O TAMBIEN DIRAN DESCARADAMENTE Q LOS CAMPOS D CONCENTRACIÓN ERAN RUSOS Y NO ALEMANES, HOY EN DIA LOS MISMOS ALEMANES CONSIDERAN Q ÉSE FUÉ EL PEOR ERROR HISTORICO Q COMETIERON Y RECONOCEN Q SUS ANTEPASADOS NAZIS FUERON CRIMINALES Y NO QUIEREN SABER NADA DEL NAZISMO...NO SEAS CINICO DEFENDIENDO ALGO Q LOS ALEMANES ABORRECEN ACTUALMENTE.

Anónimo dijo...

¿De dónde saca usted que el nazismo asesinó a 50 millones de personas? Esas fueron víctimas de la guerra, no del nazismo, y la guerra la declararon Francia y Gran Bretaña a Alemania. Por lo demás, aquí no se "defiende" el nazismo, o a mí no me lo parece. Se defiende la verdad. Y, en este sentido, se recuerdan los genocidios, crímenes de guerra y crímenes contra la humanidad perpetrados por el bando vencedor en la guerra porque éste tiende a ocultarlos o a minimizarlos. Existen entradas en este blog donde también se ha tocado el tema de Einsatzgruppen, por ejemplo. O sea que usted no se entera de nada. Este blog es visitado por personas de 103 países del mundo y a nadie se le ha ocurrido decir que es ridículo. Si hay alguien ridículo, es quien hace semejantes afirmaciones antes de haberse leído lo que el blog dice, cuando usted parece que no ha pasado de la primera entrada. Lejos de ser ridículo, creo, este blog les ha abierto los ojos a miles de personas. Gracias a FILOSOFÍA CRÍTICA, dichas personas, entre las que me cuento, saben hoy que estamos gobernados por los peores asesinos de la historia, más criminales incluso que los nazis y con diferencia.

Anónimo dijo...

Jesús Hernán es un espontáneo que se acaba de caer de un guindo, pero eso de que ha abierto los ojos a miles de personas. Quien es quien en este mundo cruel ya lo sabíamos todos o casi todos los que leemos el blog ya cuando el blogero calzaba pantalones cortos, las fuentes de información son historiadores valientes y suyo es el mérito. Les ruego que no se pasen tampoco con el baboseo. No hay cosa que huela peor que el autobombo y el baboseo.

ENSPO dijo...

¿Autobombo? No veo autobombo por ningún lado, más bien energúmenos que vienen a insultarnos y usuarios que defienden la tarea del sitio y los méritos que pueda tener.

Autobombo sería que nosotros mismos nos dedicásemos a decir lo guapos que somos, de eso no se encuentra ni rastro en este blog.

Y cuando yo calzaba pantalones cortos, la mayoría de las obras e investigaciones en que se basa FILOSOFÍA CRÍTICA no habían sido publicadas.

El mérito no es sólo de los historiadores, señor mío, hay que cruzar datos. Aquí hemos hecho algo más que comentar libros, hemos investigado nosotros mismos y sacado conclusiones que son totalmente novedosas, como la cifra total de víctimas del genocidio alemán.

Será mérito o no, pero la realidad hay que reconocerla.

Romina dijo...

No sólo las hordas salvajes del Ejército Rojo, incentivadas por el hebreo talmúdico y cabalista Ilyá Ehrenburg, cometieron las violaciones en masa contra inocentes, sino también franceses y estadounidenses se unieron a la barbarie.

Hasta "Wikipedia" (Kipápedia) lo reconoce:

http://es.wikipedia.org/wiki/Violaciones_durante_la_ocupaci%C3%B3n_de_Alemania

ENSPO dijo...

Todo esto ya se ha expuesto aquí, pero eso no quita que los alemanes perpetraran también crímenes.

Romina dijo...

ENSPO:

Desde luego que los alemanes perpetraron crímenes, pero contrariamente al de los aliados, los alemanes castigaban por represalias o por decretos de Hitler, y no por simple carnicería.

Ejemplo de represalias:

Masacre de las Fosas Ardeatinas y Masacre de Lídice.

Ejemplo de decretos de Hitler:

Orden de los Comisarios (que en su mayoría eran hebreos talmúdicos y cabalistas)



ENSPO dijo...

Los crímenes de los Einsatzgruppen no podían ser castigados porque fueron perpetrados siguiendo órdenes de los dirigentes políticos nazis y altos mandos del ejército. Negar esto es MENTIR y nosotros no vamos a combatir las mentiras del sistema con otras mentiras igual de graves y vergonzantes. Si usted confunde a Hitler con Bambi es su problema. A mi edad he superado los problemas de infantilidad y las versiones en blanco y negro o de "buenos" y "malos". Aquí defendemos la verdad, no el nazismo (aunque rechacemos la versión "oficial" imperante sobre ese régimen). Saludos cordiales.

Romina dijo...

ENSPO:

¿"Los crímenes de los Einsatzgruppen no podían ser castigados porque fueron perpetrados siguiendo órdenes de los dirigentes políticos nazis y altos mandos del ejército"? Y sin embargo, ¿quiénes eran los aliados para erigirse en Juez y Parte contra muchos nazis?

Y jamás comparé a Hitler con Bambi.

Anónimo dijo...

cuanta mierda en una sola página, por cierto, de mierda

Anónimo dijo...

putos

ENSPO dijo...

Tus argumentos, anónimo, son aplastantes. Me has convencido. ¿Para cuándo un rebuzno?