en memoria de los 800.000 soldados alemanes prisioneros exterminados por los aliados occidentales

viernes, abril 07, 2017

ISRAEL ENTREGÓ EL GAS A LOS TERRORISTAS


Benjamín Netanyahu gaseó por segunda vez al pueblo sirio.

Que Israel dispone de armas químicas y nucleares ilegales es un hecho que no niegan ni siquiera los propios interesados. Y que Israel busca con desesperación la destrucción del régimen sirio constituye también una información de dominio público. Pero la intervención rusa ha impedido que los acontecimientos de Oriente Medio se desarrollaran según los deseos del "pueblo elegido", el cual todavía topa de vez en cuando con la realidad. Así que había que hacer "algo" para reconducir la historia al cumplimiento de la profecía bíblica. Producir la realidad y luego re-producirla en los medios de comunicación controlados por los amigos y los aliados del Estado sionista es la norma a seguir por el enemigo de la humanidad. El proyecto-profecía se ha venido cumpliendo desde el 11-S con un perfecto auto-atentado que inauguró la nueva era mesiánica de los milagros y ahora debe sortear su obstáculo principal, a saber, la alianza entre Siria y Rusia. Trump sostuvo maliciosamente que reconocería la legitimidad de Bashar el-Assad para dar prioridad a la lucha contra el fantasmal Estado islámico de la Casa de Saud y apenas han transcurrido unas horas que ya se puso en marcha esta patraña cuidadosamente diseñada por el Mossad, el MI6, la CIA y otras agencias de funcionarios del crimen. Se ha entregado gas sarín a los "rebeldes" (=terroristas socios de la oligarquía occidental), quienes lo ha depositado gustosos en el sitio oportuno esperando un ataque, ya previsto por la inteligencia occidental, de la aviación siria. Bastaba con poner la substancia en actividad pocos minutos antes de la incursión para que el bombardeo aéreo hiciera estallar los depósitos y liberara la mortal substancia. Una operación de profesionales de los servicios secretos en coordinación con los mercenarios yihadistas y algún espía infiltrado o traidor en el ejército sirio. No se necesitaba más y Occidente dispone, sin duda alguna, de medios técnicos sobrados para perpetrar esta criminal orquestación. No existe, en definitiva, otra explicación posible de lo sucedido a menos que el líder sirio sea un rematado idiota y suicida. Resulta difícil de creer que Bashar el-Assad haya hecho justamente aquello que más necesitaban sus adversarios en el momento mismo en que éstos dábanse ya por definitivamente derrotados. Es una burda manipulación y tiene que serlo, como lo han sido los atentados "islamistas" (montados en realidad por los abyectos "aliados" saudíes) y las presuntas "armas de destrucción masiva" de Sadam Hussein. Como lo fuera la "resurrección de Cristo" y el relato pseudo teológico de la Segunda Guerra Mundial. No se traguen el sapo. La oligarquía siempre gana, otra cosa es que nosotros nos dejemos engañar.

DOCUMENTACIÓN ANEXA

http://www.abc.es/internacional/20130531/abci-sarin-siria-201305301816.html

Doce rebeldes sirios, detenidos en Turquía con dos kilos de gas sarín
La confusión en torno a quién tiene y quién utiliza armas químicas en la guerra civil de Siria se ahondó ayer un poco más, tras la detención en Turquía de una docena de jihadistas rebeldes sirios en posesión de dos kilos de gas sarín.
Según informaron tres diarios turcos, que citaron fuentes policiales anónimas, los detenidos pertenecen al Frente Al Nusra, el primer grupo rebelde en reconocer su lealtad a la red Al Qaida. Según uno de los rotativos, “Zaman”, los rebeldes detenidos pretendían trasladar el gas sarín a Siria.
El suceso se produce pocos días después de que el diario francés “Le Monde” dijera tener pruebas en vídeo de la utilización de armas químicas por parte del Ejército de Bachar al Assad. Estados Unidos ha señalado en varias ocasiones que el uso de esas armas es una “línea roja” que podría inclinarle a intervenir militarmente, en caso de que se demuestre que Damasco las está utilizando en el conflicto. Washington “no tiene pruebas fehacientes” de que sea así, aunque el Gobierno británico de Cameron se muestra plenamente convencido.
La detención en Turquía de rebeldes de Al Nusra parece corroborar la tesis más equilibrada de los expertos: tanto el Gobierno sirio como los rebeldes están en posesión de armas químicas, pero su empleo -al menos significativo- es más que dudoso.

En cualquier caso, el aforismo latino “cui prodest” (“a quién aprovecha”) inclina a pensar que algunos grupos rebeldes sirios son los más interesados en utilizarlas engañosamente para provocar una intervención militar de Estados Unidos en su favor o, al menos, una ayuda más generosa de Occidente en dinero y armas.


No hay comentarios: