en memoria de los 800.000 soldados alemanes prisioneros exterminados por los aliados occidentales

lunes, mayo 21, 2012

La mafia catalana (2). Francesc Homs

Francesc Homs, la mentira como trabajo remunerado.

Según informó la prensa el 11 de mayo, la Unidad de Detitos Económicos y Blanqueo de Capitales de la Policía Nacional puso el pasado 28 de abril en manos del juez un informe en el que admite como conclusión "factible" que algunos de los movimientos financieros fiscalizados en el caso Palau "terminaran sirviendo para financiar las actividades de organismos políticos".

Este tipo de fraude es una jugarreta contable a la que los políticos corruptos nos tienen bastante acostumbrados: emitir facturas por servicios inexistentes que, en los libros de cuentas, se registran bajo la rúbrica "varios" con el fin de bombear a mansalva dinero público que va a parar a los bolsillos de los mafiosos y vividores del "patriotismo catalán".  Los administradores "nacionalistas" (o "socialistas") de la Generalitat de Catalunya contratan así, saltándose todos los controles, empresas privadas dirigidas por gentes del propio partido que ha su vez pagan el correspondiente diezmo o porcentaje a los mandatarios electos a través de testaferros de confianza (que, en caso de filtración, serán "sacrificados" para que el máximo dirigente no se vea afectado). El dinero robado de esta manera ha salido de los contribuyentes, saquéase el erario público sin medida, encarécense las funciones administrativas vitales para la sociedad y al final, para sacar a la Generalitat de la quiebra, son los funcionarios y ciudadanos quienes han de tapar el agujero negro financiero con recortes, despidos, supresión de servicios esenciales, etc. Los criminales con corbata nunca asumen las consecuencias de su propia inmoralidad, delincuencia e incompetencia. Dichos recortes supuestamente "necesarios" sólo sirven, por tanto, para que los auténticos culpables puedan perpetuar su tren de vida, siendo así que no se observa ni la más mínima voluntad de rectificación y enmienda por parte de estos repugnantes chulos. Existen centenares de organismos de la Generalitat de Catalunya cuya única finalidad es colocar a amigos, familiares, correligionarios... Ninguna de estas instituciones inútiles ha sido "recortada". La financiación irregular de CDC en el caso Palau no es más que una de las decenas de vías por las que el dinero afluye a la mafia política catalanista. Homs lo sabe, la prensa y el resto de los partidos saben que lo sabe, pero Homs miente conscientemente: su trabajo consiste -y cobra por ello- en mentir, engañar a los ciudadanos, perpetuar el negocio del "nacionalismo" a cargo de los trabajadores del país.

Estómago agradecido.
HOMS MIENTE, ACUSA EN FALSO A LA POLICÍA O PARECE NO HABERSE ENTERADO DE LAS CONFESIONES DEL PROPIO JORDI PUJOL

La mafia catalana, estructura ilegal y criminal de la oligarquía catalana, no tiene empacho, por boca de Homs, en acusar a la policía de emitir informes falsos para perjudicar a CDC. Pretensión poco digna de crédito. La policía se lo pensaría muy mucho -por razones obvias- antes de imputar al partido en el poder y, si da ese paso, será porque la evidencia ha superado todos los filtros y cualquier duda razonable sobre la implicación de los mafiosos catalanistas en este enésimo escándalo de corrupción debe ser ya materia de juzgado penal.

¿Qué interés puede, en efecto, tener la policía en perjudicar, precisamente, a los que mandan? ¿No sería más sensato que se beneficiara de buenas relaciones con la red "nacionalista" que parasita Cataluña? ¿Que ignorara la garrapata -tan gorda y lustrosa es- que le succiona la sangre a Cataluña hasta dejar anémica la comunidad autónoma, y en quiebra técnica la Generalitat, su administración? Esto es lo que hace más o menos el Partido Popular, que siempre ha soñado con participar en el negocio: encubrir a CiU para demostrar que ellos también son cerdos de confianza. El resto de los partidos, singularmente el PSC, tan corruptos como CiU, se rasgan hipócritamente las vestiduras a sabiendas de que todos los políticos del sistema van en el mismo barco. En cualquier caso, siendo la situación de corrupción generalizada por todos conocida, partece evidente que la Policía buscaría ahorrarse problemas políticos. Pero tiene que cumplir con su deber cuando las pruebas son tan apabullantes que no hacerlo supondría incurrir a su vez en delito (408 CP). No lo ha visto así Francesc Homs, quien afirma:

De la policía se espera otra cosa que no sea infundir sospechas, que sería bueno que fueran contrastadas. Estamos muy tranquilos.

La lista de escándalos de corrupción de CDC y UDC es tan larga, que sólo un dato podría añadir más convicción a las sospechas que esa tradición consolidada y, por supuesto, el material objetivo aportado por el propio informe policial, no hace más que avalar, a saber: la confesión desvergonzada del mismísimo Jordi Pujol, quien admitió públicamente el 27 de octubre de 2009, como ya hemos acreditado en un post anterior, que todos los partidos de Cataluña, incluido el suyo, están implicados en irregularidades.

E-Notícies, 27/10/2009. Pujol también amenaza con 'tirar de la manta' / El expresidente dice que si habla de la financiación de los partidos "todos nos haremos mucho daño". El expresidente de la Generalitat, Jordi Pujol, ha manifestado durante el Àgora de TV3, y en referencia a la financiación de los partidos, que "si entramos aquí nos haremos mucho daño, porque yo tendré una respuesta fácil". "Yo también le podría decir: 'estos dieron tanto a tanto'", ha amenazado el ex presidente, además de asegurar que "todos haríamos un poco de hedor". "No entremos, pero, ei! si hace falta entrar, entraremos, yo me parece que no tengo que entrar, pero si tengo que entrar personalmente, entraré", ha sentenciado.

El defraudador de hacienda y mentiroso Artur Mas,
presidente de la Generalitat de Catalunya.
Curiosamente, después de reconocer esto, el fiscal no le llamó a declarar, como hubiera sido procedente, máxime cuando Pujol amenazaba con represalias si alguien osaba ventilar la mierda de CDC. En suma, ya hemos dicho que esta actuación constituye un presunto delito de extorsión, pero tratándose de Jordi Pujol, se le consiente, faltaría más, y aquí paz y después gloria (todos estos son pájaros son católicos). No obstante, después de semejante desvergüenza, era inevitable que la policía, tarde o temprano, detectara alguno de esos negocios sucios que Pujol aspiraba a mantener ocultos a base de coacciones y bravuconadas mafiosas.

Se puede amenazar con salpicar a otros partidos (mediante el método del ventilador), pero no a la policía. Y por mucho que la fiscalía mire hacia otro lado, llega el momento en que, ante el desparpajo consistente en confesar abiertamente, nada menos que en un medio de comunicación, la existencia de la trama corrupta, las instituciones encargadas de perseguir el delito tienen que justificarse. Ya suponemos que sólo saldrá a la luz una parte infinitesimal de toda la red criminal y que los condenados por esa fracción minúscula del negocio mafioso no serán peces gordos; que incluso los peces chicos resultarán a la postre indultados en el peor de los casos (el de que resulten condenados), pero, sea como fuere, de vez en cuando el teatro democrático tiene que salvar la apariencia de que en Cataluña se cumple la ley. La condición de la perpetuación de la mafia catalanista como un todo no es otra que una ocasional detención, juicio o escándalo periodístico.

El señor Homs está en su papel al negar que el cielo es azul, pero cuando empresas (Letter Graphic, New Letter, Mail Rent) vinculadas a CDC, las cuales han donado 775.000 euros a este partido, emiten además facturas por valor de 925.000 euros, sin justificar nunca el destino de tamañas candidades de dinero, entonces hay motivos para imputar. El Sr. Homs debería preguntarle a Pujol si el fraude que ahora hace público la Policía Nacional forma parte de aquéllos negocietes a los que se refería el padrino cuando trató de intimidar al resto de los partidos con irse de la lengua. Quizá el Sr. Homs esté mal informado y el documento policial, que goza de presunción de veracidad, sea, efectivamente, cierto. Homs recibe cada mes una nómina que se "gana" ante los mafiosos engañando a los ciudadanos que pagan al final la factura de la interminable fiesta "patriótica" de los canallas. Esto no puede continuar. La Generalitat está al borde de la quiebra y quienes van a sufrir las consecuencias serán, como siempre, quienes de nada tienen la culpa, al contrario, aquellos que han sufragado con sus impuestos todas las fechorías financieras perpetradas por esa banda repulsiva de facinerosos en la que Homs "trabaja" como portavoz de la mentira. Queremos a esta gente en la cárcel. El pueblo, antes o después, clamará justicia y los sinvergüenzas catalanistas no podrán escaparse impunes. La cuestíón es ya sólo cuánto tiempo durará la paciencia de la gente humillada, estafada, pisoteada y ninguneada por personajes como Francesc Homs.

http://www.elperiodico.com/es/noticias/politica/dos-proveedores-del-palau-donaron-cdc-775000-1769361

http://www.elperiodico.com/es/noticias/politica/govern-exige-policia-pruebas-las-sospechas-1770247


3 comentarios:

Resistencia Anti-Oligárquica (RAO) dijo...

Estamos ante una crisis estructural, moral, económica, axiológica e institucional de la sociedad occidental, interesa una reflexión que conecte las realidades de la política con los fundamentos más profundos del pensamiento. El blog Filosofía Crítica se dedica a ello. Somos LA VERDAD EN MARCHA (Zola).

Anónimo dijo...

en vuestro blog bien que habláis de duran i lleida, jakobs

Jackobs dijo...

Es un video muy interesante, te agradezco el link apreciado J. A fin de cuentas no dice nada q no sepamos pero es reconfortante constatar q no estamos solos y en otras partes aparecen también voces discordantes q se suman a la nuestra. Sorprende q TV3, q es precisamente un espacio donde el nepotismo campa a sus anchas, haya decidido escapar a la censura por unos minutos así como q el presentador,q he podido seguir en otros programas y me consta es un ignorante integral, le siga el juego al sr. Nieto en lugar de ladrar alguna consigna del sistema.
He consultado la biografía de Nieto y cual ha sido mi sorpresa al constatar q fue catedrático de D administrativo en la UAB. Yo tuve la mala fortuna de estudiar allí y puedo dar fe con conocimiento de causa q esa universidad era una extraña mezcla entre manicomio y campo de concentración. Recuerdo vivamente de aquellos años los gritos, los insultos y las amenazas ante cualquier no ya actitud contestataria o disidente sino hasta hacia el más mínimo destello de inteligencia. Lamentablemente jamás coincidí con Nieto y me cuesta aceptar q alguien de su calado intelectual fuera a dar clases en mitad de una piara.